.

.
.

domingo, 10 de abril de 2016

Solo estará una

Ángela Pumariega, Sofía Toro y Támara Echegoyen en Weymouth.

Después de ganar la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Londres 2012 en la clase Elliot, las llamadas entonces famoso Xiquitas Team formado por Támara Echegoyen, Sofía Toro y Ángela Pumariega, no tuvieron otra opción que separarse. La ISAF decidió eliminar el Elliot y el match race. Ellas se colgaban el oro pero tenían que separar sus carreras.

Querían continuar en la carrera olímpica y Támara eligió el camino de otro nuevo barco, el FX, el 49er en categoría femenina. Ángela y Sofía optaban por un clásico el 470 pero navegando por separado.

Tres años después las cosas han cambiado muy mucho. Echegoyen empezó de nuevo, en esta ocasión con el FX y para ello se unió a Berta Betanzos que venía de ganar el Mundial y el Europeo de 470 como tripulante de Tara Pacheco. Precisamente Támara ya había probado el 470 como tripulante de Marina Gallego en la anterior preparación olímpica pero prefirió otra aventura que la ha llevado a ser campeona del mundo y repetirá experiencia olímpica en Río 2016.

Ángela y Sofía empezaban de nuevo desde abajo, en esta ocasión como patronas. Ángela con Patricia Cantero y Sofía primero con Laura Sarasola y en estos últimos meses con Nora Brugman. A pesar de haber ganado el oro en Río no han sido años fáciles para Ángela y Sofía que además eligieron una clase en donde la competencia y la competitividad han sido máximas en busca de la ansiada plaza olímpica. Las regatas clasificatorias eran el Mundial de Argentina y el Europeo en S’Arenal, llegaban a Mallorca con la cuesta arriba, que al final no han podido superar.

Este sábado no pasaron el corte para pasar al Grupo Oro en el Europeo con lo que decían adiós matemáticamente a cualquier opción de estar en Río.



Su compañera de éxitos, Támara Echegoyen, lanzaba desde Barcelona, donde se celebra el Europeo de 49er, un mensaje de ánimo a las que fueran sus compañeras de viaje y con las que consiguió alcanzar la gloria.

Cierran una nueva etapa, pero seguro que no se van a rendir de cara al futuro. Después de Río viene Tokio. Han dado un oro para España, y esto no está al alcance de muchos.

¡Ánimo chicas!